Argentina: Avances en el funcionamiento de la estación experimental de acuicultura de La Paz

Lunes, 28 Enero, 2013

La estación experimental de acuicultura de La Paz es un proyecto productivo de acuicultura que atraviesa su segunda etapa, donde se desarrolla el proceso de alimentación y engorde de surubíes. El mismo es impulsado por el gobierno provincial. Este año se estaría en condiciones de cosechar y comenzar la distribución en la cadena de restaurantes locales. Este emprendimiento se enmarca dentro de los lineamientos dispuestos por el gobernador, Sergio Urribarri vinculados al desarrollo acuícola en Entre Ríos, buscando integrar la actividad a los procesos productivos regionales.

El emprendimiento será clave a su vez para abastecer los comedores de pescado que el Estado provincial está promoviendo, con las familias de los pescadores. Este emprendimiento se enmarca dentro de los lineamientos dispuestos por el gobernador, Sergio Urribarri vinculados al desarrollo acuícola en Entre Ríos, buscando integrar la actividad a los procesos productivos regionales, brindando a su vez capacitación a personal calificado que luego pueda insertarse en otros proyectos. Su instrumentación se realiza a través del Ministerio de Producción.

El ministro de Producción, Roberto Schunk, señaló que se espera atraer a "quienes estén en busca de una alternativa comercial. Confiamos que se conforme en torno a esta actividad toda una dinámica económica, puesto que los peces consumen alimento balanceado y el desarrollo del polo requiere de una serie de insumos y servicios conexos que habrá que proveer", indicó. Agregó que "a su vez este polo podrá proveer a los comedores y restaurantes locales y de la zona que demanden este tipo de pescado. El objetivo es lograr un crecimiento exitoso y ordenado de la actividad".

El biólogo y director ejecutivo de la Fundación Ecodesarrollo, García Romero, organismo que lleva adelante el gerenciamiento del proyecto en la localidad paceña, indicó que "estamos transitando el camino, conociendo y aprendiendo. Actualmente el proyecto está funcionando muy bien. Los surubíes continúan su proceso de alimentación y engorde de acuerdo a lo previsto. Para agosto de 2013, se estaría en condiciones de cosecharlos y comenzar con la distribución en la cadena de restaurantes locales".

Para la implementación de este plan que se lleva a cabo en la zona costera de La Paz se firmó un convenio con la Municipalidad de esta comuna, por el cual el municipio se hace cargo del personal para mantenimiento del predio y la alimentación de los alevinos.

"Es una enriquecedora propuesta que apunta a la diversificación de las economías regionales, ya que abrirá el abanico de actividades productivas que se pueden realizar en nuestra zona" sostuvo García Romero.

Objetivos y líneas de acción del proyecto acuícola

Dentro de las líneas de acción enumeró las vinculadas al "desarrollo científico y tecnológico específico, en la producción de especies de peces nativos con fines de repoblamiento y comercialización. También la transferencia de conocimientos del sector científico y tecnológico al sector productivo, la capacitación de mano de obra local, el desarrollo regional, la apertura de fuentes de producción y la promoción de vinculación en red de distintos sectores".

Proceso de traslado y comienzo de la segunda etapa

El 15 de marzo del año pasado llegaron 2.000 alevinos de surubíes, momento donde se inició la segunda etapa de este proyecto.

"Los peces fueron cargados en Posadas, provincia de Misiones, y llegaron a La Paz después de un viaje de más de 10 horas. El transporte se realizó en un camión especialmente acondicionado con tanques de 1.100 litros de agua que poseen tubos de oxígeno y difusores de microburbuja, para mantener oxigenada el agua. Inmediatamente luego de su llegada se comenzó el operativo para sembrarlos, donde permanecen desde entonces en muy buenas condiciones".

Cabe señalar que este proceso permite hacer una evaluación de costo-beneficio al determinar los kilogramos de carne por hectárea producidos.

En este sentido García Romero señaló que desde el comienzo "la expectativa era lograr, en aproximadamente 16 meses, la producción de surubíes con un tamaño promedio de 80 centímetros; traduciéndose esto a un kilo y medio de carne sin la cabeza. Es decir, el tamaño y peso ideal para ser incorporados a la línea gastronómica local. De esta manera, para fines de este año podríamos estar en condiciones de cosecharlos y comenzar con la distribución en la cadena de restaurantes de la provincia".

Producción genuina para el abastecimiento regional

La idea de llevar adelante este polo acuícola que culmina con la cosecha de surubíes, está pensado a su vez para que sirva de complemento para el abastecimiento de restaurantes locales y del interior de la provincia.

En ese sentido, mencionó el caso del comedor que próximamente se inaugurará en Pueblo Brugo. Otro proyecto cuya iniciativa presentada por el Ministerio de Producción tiene como fundamento "agregarle valor a la producción ictícola, de manera de mejorar los ingresos del estrato más débil de la cadena de la pesca: los trabajadores del río y sus familias, sin que los mismos deban abandonar su medio de vida", se especifica.